Sociedad Talibán


El pasado día 10 de agosto, la cadena de televisión CNN+, se encargó de recordarnos en uno de sus reiterativos “”””informativos””””, por qué tenemos destinados en Afganistán a miles de soldados. El titular era tajante y no dejaba lugar a dudas: “En los últimos años los talibanes han asesinado, nada menos, que a 5 mujeres”. Nada menos!!! En los últimos años!!! Los talibanes!!!

Está claro, no teníamos más remedio que enviar miles de soldados a aquel país, no podíamos dejar que la masacre continuara.

Las tropas internacionales (y este es un adjetivo que utilizan los medios de manipulación masiva para revestir de razón cualquier acción aparentemente mayoritaria) están en aquel país, según informaciones del gobierno afgano, pero también de ese diario nada sospechoso de ser pacifista llamado ABC, en su edición del 19 de junio pasado, por motivos mucho más oscuros y siniestros a los que no conviene dar mucha publicidad.

Existe lo que la propia OTAN denomina la ruta del litio, y que al parecer debe mantenerse fuera del alcance de los talibanes, con cobertura y protección de las tropas españolas. Sí, así es esta misión internacional que lastra aún un poco más la crisis de nuestras cuentas públicas, por lo menos hasta que se hagan realidad los primeros beneficios procedentes del expolio que se está practicando en los yacimientos de litio, petróleo y cobre de aquel país.

A estas alturas ya casi nadie se acuerda de las 5 pobres desgraciadas asesinadas a manos de los crueles talibanes. Por eso las televisiones, prensa y radios afectos a las misiones internacionales, que son la mayoría, se encargan de recordárnoslo de cuando en cuando, para que no caiga en el olvido colectivo.

Y digo yo, si a un país en el que nada menos que 5 mujeres mueren en los últimos años, como consecuencia de la violencia de género, o machista, o religiosa, enviamos miles de soldados, ¿qué contingente se debería enviar a un país en el que en esos mismos “últimos años” han muerto más de 600 mujeres en las mismas circunstancias?

Ese país es España. Está claro pues, que se establece una clara (¿¿¿???) correspondencia entre la crueldad ejercida por un talibán y la cantidad de valiosos recursos que se escondan bajo el suelo que pisa. Ni las asesinadas por talibanes deberían dar más pena ni los de aquí son menos talibanes que los de allí. Una víctima siempre será una víctima y un talibán siempre será un talibán.

Fuente: Ministerio de Igualdad

Puede que solo sean impresiones mías, pero estoy completamente persuadido de que el Ministerio de Defensa de muchos países debería pasar a llamarse Ministerio de Ataque, sobre todo para no faltar más a la verdad. Y también deberían pasar a depender de los ministerios de economía o industria ya que son ellos los que más trabajo tienen en la posguerra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s